Noticias

El problema de acceso a la compra de vivienda para los jóvenes

El problema de acceso a la compra de vivienda para los jóvenes

El problema de acceso a la compra de vivienda para los jóvenes

Uno de los grandes retos que se plantea el sector inmobiliario en la actualidad es el importante problema que tienen los jóvenes para acceder a comprar su primera vivienda.

 


Las trabas principales: El Ahorro y la Hipoteca.

 

Tanto en el caso de la compra de una vivienda de obra nueva como de segunda mano, hay que disponer de una cantidad importante de fondos ahorrados para poder afrontar dicha compra, antes de que entre en juego el pago del préstamo hipotecario.

En ambos casos, hablamos de una cantidad superior al 28% y que puede llegar hasta el 35% en función de la Comunidad Autónoma en la que se realice la compra y de si se trata de comprar una vivienda de obra nueva o de segunda mano, ya que varía la tributación.

En el caso de la obra nueva, la forma de pago resulta algo más flexible para el comprador, ya que, en el mejor de los casos, hay que afrontar dichos pagos en un periodo que puede a llegar a los 3 años aproximadamente: periodo de obtención de licencias, ejecución de obra…

Aunque en segunda mano, el precio de la vivienda suele ser inferior al de obra nueva, debemos tener en cuenta que hay que disponer de toda esa cantidad en el momento de afrontar la compra y, además, en muchos casos de una cantidad adicional para las reformas que haya que llevar a cabo en la vivienda.

Si tomamos como ejemplo un precio de 150.000€, los ahorros de los que se debe disponer se sitúan en el entorno de los 40.000-50.000€.

¿Cuántos jóvenes pueden afrontar la compra de una vivienda en estas circunstancias? Pocos, realmente muy pocos, a no ser que cuenten con la inestimable ayuda familiar.

 


Las actuaciones de las entidades bancarias y el sector al respecto.

 

En los últimos tiempos, tanto la Presidenta del Banco Santander, Ana Patricia Botín, como el Presidente de Asprima, Juan Antonio Gómez Pintado, se han manifestado al respecto proponiendo una colaboración público-privada, entre el ICO y las entidades financieras para que los jóvenes puedan acceder a préstamos hipotecarios que cubran un mayor porcentaje de la compra de la vivienda, llegando hasta el 95% del valor de la misma.

Se estima que cerca de un millón de jóvenes podrían beneficiarse, se trata de jóvenes que cuentan con trabajo e ingresos suficientes para afrontar la compra de una vivienda, pero sin capacidad de ahorro.

Sin duda, se trata de una operación muy interesante para todos los sectores: el inmobiliario incrementaría su actividad promoviendo nuevas viviendas, generando un número importante de empleos, el sector financiero concediendo nuevos préstamos y la Administración porque además de la importante labor que realiza con los jóvenes, va a incrementar su recaudación vía impuestos de forma considerable.

Esperamos que la Administración recoja el guante lanzado y en poco tiempo nuestros jóvenes puedan ver facilitado el acceso a la compra de vivienda.

 

Ramón Lledó Barcia

Director Comercial

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Related Posts

Comparar

Enter your keyword